Nuestros sitios
Continúa leyendo:
Ejercicio seguro
Comparte
Compartir

10 tips para entrenar con tu perro

Por: Diabetes Juntos x ti 01 Dic 2015
Un perro no es sólo un animal de compañía, su constante energía y curiosidad por lo nuevo pueden volverlo tu mejor compañero a la hora de […]
10 tips para entrenar con tu perro

Un perro no es sólo un animal de compañía, su constante energía y curiosidad por lo nuevo pueden volverlo tu mejor compañero a la hora de hacer ejercicio. Entrenar con tu perro fortalece tu constancia y ánimos para continuar con una rutina de ejercicio semanal. A continuación te damos 10 tips para ejercitarte con tu mascota.

10 tips para entrenar con tu perro

1-Busca lugares: en la ciudad, busca calles tranquilas, una pequeña barda que puedan saltar o un puente peatonal. En el campo, podrán brincar troncos o correr pendientes.

Te recomendamos este video

2-Entrénalo y ejercítate: no es necesario un adiestramiento previo para que el perro corra a tu lado, sólo es cuestión de habituarlo poco a poco y enseñarle sobre la marcha.

3-Conócelo mejor: es importante saber las necesidades de tu perro y su estado físico, de esa manera tendrás empatía con él y su relación mejorará.

PUBLICIDAD

4-Motívate a su lado: es normal que después de 30 minutos de ejercicio te sientas agotado, pero tu perro seguirá con energía y el verlo animado te estimulará a continuar.

5-Ejercita tu mente: al hacer trabajo en conjunto aumentarás tu nivel de concentración, pues tendrás que prestar atención a lo que tu mascota hace para evitar accidentes.

6-Toma tu descanso: si quieres realizar menos esfuerzo físico, camina y lánzale un frisbee a tu perro. Otra opción es jugar con una pelota.

7-Renuévate siempre: con un perro, la actividad se tornará un aventura, pues su comportamiento y energía nunca serán iguales. Es bueno cambiar la rutina diariamente y pasear por distintos y nuevos lugares.

8-Considera sus límites: aunque algunas razas son más atléticas que otras, esto no es razón para que las demás no puedan hacer ejercicio; sólo hay que acoplarse a las características de tu perro.

9-Mejora tu ánimo: disfruta estos momentos con tu mascota. Tener un perro brinda alegría y energía; incluso, previene la depresión, al proporcionar calor.

10-Fortalece el vínculo: al ejercitarte con tu perro, lo haces tanto física como mentalmente. Tener un perro puede hacerte sentir más seguro, especialmente si los une un lazo fuerte.

 

Fuentes: Marco Ojeda, Psicólogo Canino; Dr. Fernando Catrina, Médico Veterinario Especializado en Comportamiento Animal; Berenice Resendiz.