Nuestros sitios
Comparte
Compartir

¡Ay dolor!

Por: Diabetes Juntos x ti 20 Abr 2009
¡Cuidado! Vivir constantemente con dolor puede afectar tu circulación y la salud de tu organismo.
¡Ay dolor!

dolorNo es atrevido afirmar que todos los seres humanos hemos experimentado dolor al menos una vez en nuestra vida. Y aunque existen diferentes clasificaciones, según su intensidad, estar adolorido de alguna parte del cuerpo es un deterioro para la calidad de vida.

El dolor es definido por la Asociación Mundial para el Tratamiento del Dolor (IASP, por sus siglas en inglés) como una experiencia sensorial y emocional desagradable, asociada a un daño real o potencial. Y de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Rehabilitación, en las tres ciudades más grandes del país –DF, Guadalajara y Monterrey– 63% de las mujeres y 55% de los hombres ha sufrido algún tipo de dolor, siendo los más frecuentes el de cabeza (cefalea) y el dolor bajo de espalda.

Te recomendamos este video

Hazle caso al dolor

Pasar por alto algún tipo de dolor, por insignificante que sea, puede alterar nuestro estilo de vida y, por consiguiente, nuestra salud. De acuerdo con el jefe de la Clínica del dolor del Hospital General de Tlalnepantla, Dr. Miguel Ángel Genis, el tratamiento para el dolor es algo que debe tomarse muy en serio, ya que no hacerlo puede generar síntomas como variaciones en la presión arterial –situación de riesgo para personas con Diabetes y sobrepeso-, ansiedad, cambios en el sistema nervioso central y mayor sudoración, entre otros.

PUBLICIDAD

Y es que existe una relación entre el dolor, los analgésicos y problemas isquémicos (cardiovasculares), por lo que aplicar un medicamento que actúe en el menor tiempo posible provocará un alivio rápido y, por consiguiente, la circulación sanguínea se verá menos afectada. De aquí la importancia de no sólo contar con diferentes medicamentos, sino con distintas vías para administrarlos.

¿Cómo tratar al dolor?

Por años se ha tratado a las diferentes manifestaciones del dolor mediante múltiples vías, desde la cutánea, inyectada y tomada. Pero actualmente existen otros modos que permiten mejorar la administración de medicamentos en beneficio del paciente, su tratamiento y la relación con su médico.

Una de ellas es la sublingual, es decir, medicamentos que se colocan debajo de la lengua. La gran ventaja por encima de otros métodos es el corto tiempo en el que comienza a actuar en el organismo: menos de 15 minutos, contra los 25 (o incluso más) que tardan las pastillas tomadas, por ejemplo. Para el Dr. Sergio Ulloa, director adjunto de Schering-Ploug, la nueva presentación sublingual de combinación analgésica (ketorolaco/tramadol) de este laboratorio proporciona un tratamiento rápido y eficaz en el que no es necesario esperar al proceso digestivo.

En pacientes que tienen dificultades para deglutir o en personas que sufren una crisis de dolor y no tiene a la mano líquidos para tomarse la pastilla, la aplicación sublingual es la mejor alternativa. No debemos acostumbrarnos a vivir con dolor. La calidad de vida se deteriora, así como las relaciones sociales, familiares y laborales.

Recuerda: Nunca debes ignorar cualquier tipo de dolor, ni automedicarte. Ve de inmediato con tu médico.

No encontramos notas relacionadas.

NOTAS RELACIONADAS

Lo sentimos, no encontramos notas relacionadas