Nuestros sitios
Continúa leyendo:
Ciática, obesidad y Diabetes
Comparte
Compartir

Ten una buena postura

Por: Diabetes Juntos x ti 22 May 2013
Tu postura te ayuda a preservar la salud y una actitud positiva ante la vida.
Ten una buena postura

La postura del cuerpo es indispensable para tener buena salud mental y física, no sólo reduce las probabilidades de lesión en la espalda o el cuello, sino que además, evita un vientre abultado y hombros caídos y ayuda a que rindas más en tus actividades diarias.

Con sólo corregir la postura corporal y lograr una posición erguida, el cuerpo se vuelve más eficiente y puede realizar cualquier actividad minimizando el esfuerzo que ejecuta, por eso, al correr, nadar, caminar e incluso ante la computadora es necesario testar derechos. Además, si estas erguido puedes alcanzar una buena respiración más fácilmente, así como evitar contracturas y dolores musculares que muchas veces entorpecen los movimientos.

Te recomendamos este video

Por otro lado, lejos de molestias posturales y con una mejor oxigenación del cuerpo entero, es más posible rendir al máximo a nivel intelectual, sin sentirte fatigado. Sobre todo, tener una buena postura nos prepara de mejor forma para enfrentar un día cargado de actividades laborales, físicas u otras.

Postura correcta

La postura ideal de una persona es la que no se exagera o aumenta la curva lumbar, dorsal o cervical; es decir, cuando se mantienen las curvas fisiológicas de la columna vertebral. Se logra manteniendo la cabeza erguida en posición de equilibrio, sin torcer el tronco, la pelvis en posición neutral y las extremidades inferiores alineadas de forma que el peso del cuerpo se reparta adecuadamente. Para mantener una buena postura te recomendamos:

  • Adapta tu ambiente de trabajo. La silla tiene que ser de entre 65 y 75 cm de alto, debe haber un espacio debajo del escritorio que te permita estirar las piernas. No debes cruzarlas, éstas deben caer y apoyarse en el suelo. Si usas computadora, ésta debe estar a 50 y 60 lejos de ti.
  • Evitar una vida sedentaria. Para mantener una postura correcta es necesario desarrollar la musculatura, por lo cual se recomienda hacer pausas de ejercicios en una larga jornada, y favorecer la actividad física caminando, andando en bicicleta o nadando.
  • Fortalece tus músculos. Eso solo se logra haciendo ejercicios de fuerza, por ejemplo abdominales, desplantes para fortalecer glúteos, y pesas para fortalecer brazos y hombros.
  • Cuida tu peso. La obesidad y el sobrepeso se convierten fácilmente en un problema de postura. Es importante conocer tu cuerpo, controlar el peso y mantener una buena alimentación.
PUBLICIDAD

Esta nueva forma de mantenerte erguido no sólo te ayudará a tener buena salud, sino que , a niveles psicológico te ayudará mucho a mejorar la forma en que piensas de la vida y la manera en la que otros te ven. Inténtalo.