Nuestros sitios
Compartir

Alimentos enlatados, mitos y realidades

Por: Diabetes Juntos x ti 04 Jul 2016
Cuando no se tiene tiempo de cocinar o comprar los alimentos diariamente, los productos enlatados pueden ser una gran opción. Mucha gente considera que no […]
Alimentos enlatados, mitos y realidades

Cuando no se tiene tiempo de cocinar o comprar los alimentos diariamente, los productos enlatados pueden ser una gran opción. Mucha gente considera que no tienen las mismas propiedades y virtudes de un alimento fresco; lo cierto es que tiene ciertos beneficios que no deben pasar desapercibidos.

Alimentos enlatados, mitos y realidades

Mito: Alimentos enlatados no están frescos

Realidad: En ciertas ocasiones, la comida enlatada resulta más fresca que la que compras en el súper o en el mercado, esto es debido a que las fábricas de enlatado se encuentran cerca del lugar de cosecha o de pesca. Además, el envase que los protege y el proceso de esterilización hacen que el producto conserve su color, sabor, vitaminas y minerales.

Mito: Debes retirar el alimento de la lata inmediatamente después de abrirla

Te recomendamos este video

Realidad: Debido al proceso de enlatado no hay posibilidad de que se oxide cuando se expone a un medio húmedo como el del refrigerador. El alimento enlatado puede conservarse en refrigeración tres días sin que existe algún riesgo, pero recuerda taparlo con plástico.

Mito: Alto contenido de sal o azúcar

Realidad: El contenido de sal o azúcar que contienen los alimentos enlatados cumple con los estándares mundiales de alimentación y nutrición de la ingesta diaria de una persona sana. Sin embargo, si padeces Diabetes debes verificar la información nutricional del envase para ajustar tus porciones y controlar tus niveles de azúcar en sangre.

PUBLICIDAD

alimentos-enlatados-1

Mito: El metal es tóxico

Realidad: El envase metálico, que contiene a los alimentos, está protegido por un barniz que aísla el producto del acero. Además, estos estarán protegidos si la lata no ha sido perforada o no tenga grietas. Corrobora la caducidad y que la lata no esté inflada, ya que esto es señal de que el producto no está en buenas condiciones.

Mito: Los alimentos enlatados producen botulismo

Realidad: El botulismo es una enfermedad que puede contraerse debido al consumo de alimentos en descomposición, que han sido mal almacenados, o que el envase, al momento de ser empacado, no cumple con las condiciones necesarias de higiene. Las empresas mexicanas encargadas del proceso de enlatado cumplen con las normas y estándares oficiales de seguridad e higiene que garantizan un producto bien enlatado.

Mito: Los alimentos enlatados pueden ocasionar leptospirosis

Realidad: La bacteria de leptospirosis puede encontrarse en alimentos o envases contaminados con orina de animales. Es importante lavar las tapas de los productos que vayas a consumir, sobre todo si han estado almacenados durante un largo tiempo.

 

Fuente: Cámara Nacional de Fabricantes de Envases Metálicos