Nuestros sitios
Comparte
Compartir

¡Cuida lo que beben tus hijos!

Por: Diabetes Juntos x ti 17 Abr 2012
Por lo general nos preocupamos por lo que comen, pero no por lo que beben y detrás de las bebidas favoritas de los niños, hay demasiado azúcar.
¡Cuida lo que beben tus hijos!

niñosPara frenar el avance de la obesidad en los niños y para crear en ellos u7n estilo de vida saludable es indispensable que los padres procuren una alimentación balanceada y la práctica de ejercicio. Pero además de la alimentación, los padres deben estar muy alerta de las bebidas que prefieren los chicos y es que ellas las que pueden convertirse en un factor negativo para la salud de los peques.

¿Tienen azúcar?

Te recomendamos este video

No sólo los refrescos son fuente de azúcar para los niños. Los padres cada vez se preocupan más de que su hijos consuman estas bebidas, pero dejan de lado otras con una parte mayor o igual, como por ejemplo los jugos industrializados o los jugos preparados en casa, por eso es necesario que estas bebidas no se conviertan en algo habitual para los pequeños, por ejemplo en el lunch.

Otras fuentes de azúcar entre las bebidas de los niños son las aguas saborizadas, las leches de sabores o los licuados comerciales. Este tipo de alimentos producen que los niños se acostumbren a los sabores altamente dulces y cada día necesiten comerlos en mayor medida, por lo tanto no es aconsejable incorporarlas a la dieta infantil como bebida habitual.

PUBLICIDAD

Por otro lado, no debemos perder de vista el azúcar que añadimos a las bebidas tradicionales como puede ser un baso de leche, un té o las agua frescas. Es importante que si preparas este tipo de bebida para los niños no añadas azúcar o prefieras un edulcorante.

Otro problema son las bebidas rehidratantes para después del ejercicio. La mayor parte de ellas contienen más azúcar que minerales, por lo que sólo son recomendables cuando se hace un esfuerzo verdaderamente mayor. Si tu hijo practica ejercicio moderado, el agua bastará para recuperarse.

Los jugos caseros

No olvidemos que aunque los zumos deriven de frutas contienen mucha más azúcar que si consumiéramos la fruta completa, pues para su elaboración usamos varias piezas, además, sin la fibra de los frutos, es mucho más fácil que la glucosa se eleve demasiado en el organismo y, aunque nuestro pequeño no tenga Diabetes, esto puede contribuir a que desarrolle sobrepeso u obesidad.

¿Bebidas con grasa?

Es muy poco frecuente que una bebida ofrezca grasas, sin embargo, algunas preparaciones tales como aquellas a base de leche entera, yogures, nata o chocolate si son fuentes de grasas y por ello, concentran calorías. As leches con chocolate o de sabores como fresa o vainilla, generalmente contienen grasas, nada de fruta y, por supuesto, mucho azúcar. De igual forma las malteadas hechas con helado.

Aunque los lácteos son muy importantes en la dieta de los niños, no se requieren en cantidades superiores a las 4 porciones diarias, por ello, si un pequeño abusa de este tipo de productos, no sólo tendrá más calorías, sino también, más grasas y azúcares. Los lácteos son necesarios en la dieta infantil, pero ni un yogur bebible ni una leche o sus derivados deben convertirse en el único líquido habitual que se utiliza en el día para hidratar, por ello es indispensable que elijas bien las bebidas lácteas que llevarás a tu casa y para ello lo más recomendable es leer las etiquetas de información nutrimental.

Como puedes notar, la mejor bebida a consumir de manera habitual es sin duda el agua, aunque es preciso que no controles demasiado a tus hijos y admitan que un par de veces consuman otro tipo de bebida. Por supuesto, refrescos, bebidas a base de chocolate, nata o café, deben ser de consumo ocasional entre los más peques de la familia si queremos cuidar la salud mediante la dieta infantil.

No encontramos notas relacionadas.

NOTAS RELACIONADAS

Lo sentimos, no encontramos notas relacionadas