Bienestar y Salud Nutrición
Estás leyendo:
Nutrición Guía para una alimentación saludable
¿Te gustó la nota?
Comparte este contenido
SUSCRÍBETE
Revista Impresa
Queremos complementar lo que más te gusta de tu revista digital.
SUSCRIBIRME A LA REVISTA No, gracias.

Nutrición

Guía para una alimentación saludable

Si tienes Diabetes
Escrito por: Eloisa Duecker
EloDuecker
Guía para una alimentación saludable

Sin importar si tienes Diabetes o no, los expertos aconsejan una alimentación saludable y según sus conocimientos, una alimentación correcta debe estar equilibrada: contener las calorías que se van a gastar y además tener alimentos de los diferentes grupos, para que así sea rica en nutrientes.

Atendiendo los siguientes consejos podrás mejorar tu forma de alimentarte y lograr el control de tu Diabetes.

Carbohidratos

Es cierto, elevan la glucosa, pero son absolutamente necesarios porque de ellos obtenemos la energía para todos los procesos vitales, desde la respiración celular hasta nuestros movimientos corporales. No debes dejar de consumir carbohidratos, pero debes aprender a elegirlos. Los carbohidratos más complejos son ideales, pues para digerirse el cuerpo requiere de más tiempo. Una buena opción son los granos integrales, por ejemplo, el arroz integral, ya que se absorbe lentamente en el organismo, lo cual es benéfico para algunos órganos, entre ellos el páncreas.

 Leche y derivados

La leche es importante en la alimentación debido a que es una buena fuente de calcio. Si deseas consumirla, de preferencia elige la que es descremada, para que sea más fácil de digerir y contenga menos grasas. El yogur, por su parte, es uno de los lácteos más recomendados, ya que se digiere mejor debido a que la lactosa se ha transformado en ácido láctico. Además, contiene bacterias benéficas para el buen funcionamiento intestinal. Sin embargo, si vas a consumirlo prefiere un yogur descremado y sin azúcar añadida.

 Carnes y legumbres

Lo ideal es consumir carnes blancas como el pescado, un mínimo de 2 veces a la semana. Las carnes rojas puedes consumirlas pero recuerda preferir cortes magros y comerlas máximo 2 veces a la semana. El exceso de carnes rojas provoca un alentamiento de la digestión y termina complicando el funcionamiento del colon. Las legumbres son una buena fuente de proteínas que puedes combinar con verduras. Ejemplo de ello es la soya y las lentejas, entre otros.

 Aceites y grasas 

Aunque han sido catalogadas como dañinas, algunas son muy benéficas, como el aceite de oliva, debido a que contiene vitaminas A, D, E y K y aumenta el colesterol HDL. Otros que debes consumir son los llamados ácidos grasos Omega 3, presentes en los pescados azules, que ayudan a proteger la salud de tu corazón. Debes evitar las grasas de origen animal, como la manteca, y sobre todo la margarina. Cocina con aceites vegetales como girasol, maíz, soya, oliva o canola.

 Frutas y verduras 

Los expertos recomiendan consumir cinco porciones de frutas y verduras a lo largo del día. Acostúmbrate a comerlas crudas. Un buen criterio para estar bien alimentado es consumir frutas y verduras de todos los colores posibles: mientras más colores, mejor.

 Agua

Indispensable para llevar a cabo todos los procesos de nuestro organismo. La recomendación es consumir 2 litros de agua. El agua es sumamente necesaria para el funcionamiento gastrointestinal y renal, pero recuerda no abusar de su consumo.

 Horarios de comidas y colaciones

Cuando se tiene Diabetes, es de suma importancia no comer a deshoras, pues eso fomenta las altas y bajas de glucosa en sangre. Es necesario que desayunes, comas y cenes, pero también es importante que no pases sin comer durante muchas horas. Ingiere dos colaciones en las que puedes incluir frutas y verduras. Evita snacks ricos en sodio o azúcares.

Actividad física

Es indispensable en el control de la Diabetes, pues es justamente el ejercicio lo que nos permite lograr un equilibrio entre lo que comemos y lo que gastamos. Actividades como caminar, subir escaleras, lavar el auto, sacar a pasear al perro, etc., te ayudan a quemar calorías. También puedes optar por bailar, correr, andar en bicicleta o inscribirte a alguna clase de yoga, tai chi, aeróbics o alguna otra actividad física. Mantenerte en movimiento te ayudará a sentirte mucho mejor.

 

Contrata tú membresía
Antes de continuar checa todos los beneficios que nuestra MEMBRESÍA PREMIUM tiene para ti
Tarjeta de descuentos Línea de ayuda 24/7 Consulta médica por videollamada Talleres con especialistas 10 Revistas al año y 2 especiales Para disfrutar de este contenido
Da click AQUÍ
Redirigiendo en 10