Nuestros sitios
Compartir

Vitamina D

Por: Diabetes Juntos x ti 23 Oct 2015
Conoce más de ella y cuida tu salud.
Vitamina D

El consumo de vitaminas dentro de la dieta diaria es imprescindible para el buen funcionamiento de nuestro organismo, pues mientras unas nos llenan de energía y complementan nuestra alimentación, otras nos protegen de enfermedades y mejoran nuestro metabolismo. Es por ello que a continuación te diremos cómo una en especial actúa en tu organismo brindándote grandes beneficios. Se trata de la Vitamina D.

¿Cómo funciona la vitamina D?

La principal función de la vitamina D es ayudar a la absorción de calcio y fósforo en el intestino, así como facilitar su metabolismo y su posterior fijación en el tejido óseo. Por lo que su consumo resulta vital durante el crecimiento, ya que en la edad adulta, ayudará a impedir la osteoporosis.

Asimismo, participa en los procesos fisiológicos que requieren de calcio:

  • Transmisión nerviosa.
  • Funcionamiento muscular.
  • Funcionamiento nervioso.
  • Coagulación de sangre.

Formas de aumentar la vitamina D 

La Vitamina D puede absorberse gracias a los rayos ultravioleta, pero debes tener cuidado, pues la exposición prolongada al sol puede dañar tu piel. Lo mejor es adquirirla mediante los alimentos; los más recomendables son:

VITAMINA-D

  • Arenques
  • Caballa
  • Salmón
  • Atún
  • Sardinas
  • Hongos
  • Camarones
  • Leche de vaca (enriquecida)
  • Semillas de girasol
  • Hígado

 Consecuencias de no tener vitamina D

Las consecuencias de deficiencia de Vitamina D en el organismo son variadas, pero la más importante es la descalcificación de los huesos, lo que puede ocasionar raquitismo en la infancia u osteomalacia en la adultez, así como afectar también la glándula tiroidea, reduciendo su producción hormonal.

Los especialistas indican que la vitamina D es utilizada con frecuencia para tratar enfermedades como gastritis, miopía, conjuntivitis y algunas formas de cáncer.