Nuestros sitios
Compartir

Dormir bien

Por: Diabetes Juntos x ti 22 Dic 2015
12 consejos para descansar como bebé
Dormir bien

Dormir es una de las actividades más importantes para el ser humano; sin embargo, hacerlo bien no siempre es posible. De acuerdo al ritmo de vida de cada persona, el descanso puede verse afectado, alterando el aspecto físico y la salud.

Cuando se duerme bien, aspectos como la regeneración celular, la consolidación de la memoria y el impulso creativo, se ven beneficiados, mientras que, cuando las horas de sueño se ven reducidas, se corre el riesgo de enfermarse con mayor frecuencia, la energía disminuye durante el día y, con ella, también lo hace la capacidad cerebral.

Dormir bien

Es importante formar buenos hábitos para poder dormir mejor, aquí te damos unos consejos para lograrlo:

-Horario:

Ve a la cama y levántate siempre a la misma hora, no alteres tu ciclos de descanso. Aunque estés desvelado, es mejor pasar un día con sueño que una semana sin descanso.

-Ejercicio:

Es bueno para tu salud mantenerte activo pues, entre otras cosas, el ejercicio ayuda a liberar estrés. Por ello, practicar alguna actividad física regularmente te hará sentir mayor energía durante el día y te permitirá descansar con tranquilidad por la noche. Recuerda, la única actividad física permitida poco antes de irte a dormir es la sexual, ya que no afecta el sueño.

dormir-bien-1

-Tu postura, tu ropa:

Cuando duermas adopta una postura cómoda. Utiliza ropa que no tenga botones, que no te apriete y que te permita libertad de movimiento durante la noche.

-Lugar perfecto:

Asegúrate de ventilar tu dormitorio durante el día. Verifica tener puertas y ventanas cerradas para evitar que la luz se cuele en tu habitación. Elige un colchón cómodo y una almohada no muy alta.

Evita malas prácticas

-El trabajo en cama:

Evita realizar actividades en la cama como ver televisión, escuchar radio o hacer lecturas pesadas. Tu dormitorio debe convertirse en sinónimo de descanso y, si tu cerebro lo entiende de esa forma, entonces te será más fácil conciliar el sueño.

-Cenas pesadas:

No cenes demasiado antes de irte a la cama. Tampoco consumas bebidas energéticas ni líquidos en exceso.

Tabaco y alcohol:

No fumes ni bebas alcohol pues, además de ser estimulantes que inhiben el sueño, también disminuyen la cantidad de oxígeno que debe llegar a nuestro cerebro, lo que impedirá que descanses completamente; lo mismo ocurre con el café, el té o el chocolate, que deberás evitarlos al menos 3 horas antes de dormir.

dormir-bien-2

-Pastillas para dormir:

No consumas patillas que te ayuden a conciliar el sueño. Tomarlas no garantiza un descanso óptimo. Su efecto alarga el sueño y aunque pueden ser efectivas los primeros días, lo cierto es que, en unas semanas, te sentirás más cansado. Además pueden causarte dependencia.

-Siestas:
Si tomas siestas durante el día asegúrate de que sean cortas, máximo 20 minutos.

Momentos antes de dormir

-Relájate:

Lee algo agradable y escucha música relajante. Si tomas un baño, que sea con agua tibia y de ser posible usa aromas que propicien el sueño, como la lavanda. Tambié se puede beber un vaso de leche caliente o una infusión de manzanilla.

-Malos pensamientos:

Evita revivir conflictos; si tienes un problema no pienses en él, olvídalo durante la noche. La solución llegará cuando tu mente se encuentre más despejada.

dormir-bien-3

-Calidad y no cantidad:

Los especialistas recomiendan dormir entre 7 y 8 horas diarias para obtener un descanso más satisfactorio. Pero si no logras hacerlo, no te preocupes, con 6 horas ininterrumpidas bastará. Recuerda que no todas las personas necesitan de este ciclo para descansar.

Dormir es fundamental para que tu día esté lleno de energía y te sientas listo para iniciar nuevos retos. Es una parte fundamental para la salud y la belleza. Si aún con estos consejos no logras conciliar el sueño, entonces es hora de visitar a un especialista.

LEE MÁS CONTENIDO