Nuestros sitios
Compartir

Lípidos elevados

Por: Diabetes Juntos x ti 07 Dic 2015
Las personas con sobrepeso u obesidad, suelen ingerir alimentos ricos en lípidos. Con este tipo de dieta se corre el riesgo de tener niveles elevados […]
Lípidos elevados

Las personas con sobrepeso u obesidad, suelen ingerir alimentos ricos en lípidos. Con este tipo de dieta se corre el riesgo de tener niveles elevados de triglicéridos, colesterol “malo” y padecer una escasez de colesterol “bueno”; lo que puede causar afecciones cardiovasculares.

Lípidos Elevados

Se les llama dislipidemias al conjunto de padecimientos que incluyan concentraciones anormales de lípidos en la sangre. Por desgracia, estos problemas no presentan ningún síntoma por lo que una persona puede estar en riesgo y no saberlo. La única manera de conocer los niveles es haciendo una búsqueda intencionada para una detección y tratamiento oportuno. Una persona con obesidad debe vigilar sus niveles de lípidos en sangre por medio de un perfil lipídico, esto ayuda a prevenir enfermedades cardiacas o ateroesclerosis.

Los 4 tipos

Te recomendamos este video

1-Colesterol:

Se trata de una sustancia grasa esencial que está en todas las células. El hígado produce la mayor parte del colesterol que el cuerpo necesita para formar membranas celulares y producir ciertas hormonas. Sus niveles pueden elevarse al ingerir carne como sesos y vísceras, huevos y lácteos.

PUBLICIDAD

2-Colesterol HDL (Bueno):

Son las lipoproteínas de alta densidad, se encargan de transportar el colesterol al hígado para su eliminación. Tener bajos niveles de HDL puede implicar problemas cardiacos.

3-Colesterol LDL (Malo):

Lipoproteínas de baja densidad. Su exceso puede tapar los vasos sanguíneos y aumentar el riesgo de afecciones cardiacas. Sus niveles se elevan si se sigue una dieta rica en carbohidratos y grasas saturadas.

4-Triglicéridos:

Tipo de grasa que suministra energía a los músculos; se almacena hasta que el cuerpo lo demanda, pero su exceso puede tapar los vasos sanguíneos. Grasas saturadas, carbohidratos en abundancia y la deficiencia de colesterol HDL los elevan.

¿Cómo prevenir?

-De 300 a 500 calorías al día debe reducir una persona con sobrepeso para evitar las dislipidemias.

-Hacer 20 minutos de ejercicio tres veces por semana para elevar los niveles de HDL.

-Es mejor llevar una dieta baja en grasas saturadas y en colesterol como medida para reducir el colesterol LDL.

Este tipo de problemas es más frecuente en hombres; además, todo indica que el ejercicio y la alimentación tienen una estrecha relación con estos padecimientos.

 

Fuentes: Estudio “Prevalencia de dislipidemias en la Ciudad de México y su asociación con otros factores de riesgo cardiovascular” de Jorge Escobedo de la Peña, Profesor de Medicina Interna de la UNAM; Guía de Referencia Rápida, Diagnóstico y Tratamiento de las Dislipidemias del IMSS; Universidad de Chicago; Texas Heart Institute; Rosario Torres.