Nuestros sitios
Comparte
Compartir

Uso indiscriminado de antibióticos

Por: Diabetes Juntos x ti 01 Sep 2010
¿Te sigues preguntando por qué resulta peligroso y crees que la nueva ley es exagerada? Sigue leyendo.
Uso indiscriminado de antibióticos

antibioticosEl uso indiscriminado, y muchas veces innecesario, de antibióticos para atender diversas enfermedades humanas da lugar al desarrollo de un fenómeno que los expertos llaman “presión de selección” para los microorganismos que habitan, por ejemplo, en el tracto gastrointestinal, dice José Luis Puente García, investigador del Instituto de Biotecnología (IBt) de la UNAM.

“La exposición recurrente a un mismo fármaco permite que se seleccionen organismos que adquieren la capacidad de crecer en presencia de la sustancia que antes evitaba su desarrollo. Esta circunstancia se facilita porque también eliminan bacterias benéficas que habitan el intestino (miembros de la llamada microbiota intestinal) que, entre otras cosas, ayudan a prevenir que las patógenas lo colonicen”, agregó el Biólogo y doctor en Biotecnología.

Te recomendamos este video

Presión de selección

Las bacterias evolucionan todo el tiempo y están continuamente expuestas a presiones ambientales en las que se preserva y multiplica exitosamente el organismo más apto.

PUBLICIDAD

Los cambios adquiridos se conservan en la población, según la ventaja adaptativa que representen para el microorganismo en un ambiente dado.

El entorno cambiante los expone a pruebas de ensayo y error, en las que mutaciones o material genético recién adquirido, que generan una nueva habilidad –en particular la capacidad de sobrevivir a un entorno adverso–, se “fijan” en la población hasta generar un grupo de individuos con características que los fortalecen.

La presión de los antibióticos

Pueden lograr resistencia a diferentes antibióticos, y el Médico, o el mismo paciente, recurren a uno nuevo, sin analizar a cuál es realmente susceptible, o si se trata de una infección bacteriana.

Las enfermedades diarreicas pueden ser causadas también por virus o parásitos, para los que los antibióticos no surten efecto, ejemplificó.

“En estos casos, los individuos que son tratados innecesariamente con esos fármacos, o que suspenden prematuramente el tratamiento y son portadores de bacterias potencialmente patógenas, pueden ser el foco de generación de variantes de esos microorganismos, que adquieren la capacidad de crecer en presencia de sustancias comúnmente usadas para el tratamiento de infecciones”, explicó Puente.

Tras varios eventos de este tipo, algunas cepas pueden adquirir multirresistencia, incluyendo aquellos tratamientos potentes, utilizados sólo en casos de infecciones en las que otros no funcionan, o en los que se ha determinado que el organismo causante de la infección es renuente a los fármacos de uso común.

El problema será menos frecuente en la medida que seamos más conscientes de que esos organismos existen, en buena parte, por el uso extendido e indiscriminado de antibióticos, concluyó.

Con información de la UNAM

No encontramos notas relacionadas.

NOTAS RELACIONADAS

Lo sentimos, no encontramos notas relacionadas