Nuestros sitios
Compartir

Agrandamiento de próstata

Por: Diabetes Juntos x ti 06 Ago 2013
Detéctalo y busca el tratamiento más adecuado
Agrandamiento de próstata

¿Habías escuchado hablar alguna vez del agrandamiento de próstata? Pues bien, éste es un padecimiento propio de la edad en hombres que se encuentran cerca de los 60 años. Consiste, justo como el nombre lo dice, cuando ocurre el agrandamiento de este órgano y, entonces, presiona la uretra e interfiere con la orina.

Síntomas del agrandamiento de próstata

La próstata se encuentra justo debajo de la vejiga y rodea la uretra, cuya función consiste en liberar la orina del cuerpo. Una vez que los hombres llegan a la pubertad, la próstata deja de crecer y alcanza el tamaño aproximado de una nuez. Cuando los hombres han llegado a un rango de edad superior a los 60 años, la glándula puede agrandarse levemente y es entonces que algunos signos pueden hacerse más notorios:

  • Chorro débil de orina
  • Dificultad para empezar a orinar
  • Micción interrumpida
  • Necesidad urgente de orinar

Para muchos hombres, el agrandamiento prostático no siempre es evidente pues, en muchas ocasiones, los síntomas no son notorios, por lo que el tratamiento no precisa gran urgencia, incluso, algunos casos leves pueden solucionarse sin tratamiento; por el contrario, con aquellos en donde el problema es más agudo, el tratamiento se centra en disminuir los síntomas problemáticos y recuperar el funcionamiento normal de la vías urinarias.

Tratamiento con medicamentos

Algunas alternativas de tratamiento con medicamentos para hombres con síntomas entre leves y moderados son los siguientes:

Alfa bloqueadores

Son fármacos que relajan los músculos del cuello de la vejiga y las fibras musculares de la próstata.

Inhibidores de la enzima

Son medicamentos que encogen el tejido prostático; funcionan mejor en las próstatas más agrandadas.

Tadalafino

Este es en realidad un tratamiento para la disfunción eréctil, sin embargo, ya fue aprobado también para tratar los síntomas del agrandamiento prostático.

Tratameinto quirúrgico

Cuando el medicamento no es suficiente, debido a que los síntomas son más fuertes, se recurre al tratamiento quirúrgico en el que extirpan el tejido prostático que obstruye el flujo de la orina. Aunque algunos pacientes se deciden este procedimiento para evitar una toma de medicamento diario, es necesario saber que también tiene sus riesgos, pues puede perderse el control sobre la vejiga y causar impotencia.

Los tratamientos quirúrgicos son los siguientes:

Resección Transuretral de la próstata

Consiste en un procedimiento para abrir el canal de la próstata a fin de aliviar la obstrucción. Después de cinco o seis años la operación puede repetirse.

Extirpación abierta de la próstata

Como su nombre lo dice, es la extracción de una porción de la próstata, ya sea a través de una incisión en la parte inferior del abdomen o de aberturas más pequeñas. Se realiza mediante laparoscopía o cirugía asistida por robot. Después de dicha operación, se coloca una sonda urinaria que se utiliza durante una o dos semanas.

Terapia de invasión mínima

A base de calor o energía, el tejido prostático excesivo que rodea la uretra es encogido o extirpado. Otra opción dentro de la cirugía, es agrandar la abertura desde la vejiga.