Nuestros sitios
Compartir

Altas y bajas de glucemia

Por: Diabetes Juntos x ti 13 Jul 2015
Aprende qué son y cómo controlarlas
Altas y bajas de glucemia

Emocionalmente, cuando una persona vive de buenas y de malas constantemente, su salud se ve mermada. Esto es lo comúnmente llaman vivir entre altas y bajas. Pero las personas con Diabetes experimentan otro tipo de altas y bajas que pueden ser mucho más peligrosas. Nos referimos a la hiperglucemia y a la hipoglucemia. Conócelas para que puedas actuar.

¿Qué es la glucemia?

Glucemia es el nombre que reciben los niveles de azúcar en la sangre.

Te recomendamos este video

Mantener la glucemia estable depende de tres aspectos principalmente.Estos tres rubros son los pilares de un buen control:

Consecuencia del exceso de glucosa en el cuerpo

consecuencias-de-la-glucosa-en-el-cuerpo

Mantener los niveles de glucosa en rangos normales no sólo te ayuda a evitar complicaciones, también es vital para tu día a día: elimina el cansancio que sientes, te ayuda a sentirte con más energía y te mantiene de buen humor. Cuando la glucemia baja o sube puede causar diferentes problemas en tu organismo, estos son algunos de los cambios que puedes experimentar.

Hipoglucemia: azúcar a la baja

La palabra hipoglucemia se compone de dos partes: hipo que significa bajo y glucemia que, como ya te explicamos, es el azúcar en la sangre.

Una baja de glucosa sucede cuando existe mucha insulina en el cuerpo y poco azúcar. Las hipoglucemias se asocian a una mala alimentación, exceso de ejercicio o una mala toma de medicamentos orales o la administración de una dosis mayor de insulina.

Dicho de otra forma: si comiste mal y te tomas el medicamento, puedes provocarte una hipoglucemia, también si te excediste en el tiempo dedicado a tu ejercicio, por ello te decimos que alimentación, ejercicio y medicación, deben ir de la mano.

Síntomas de una hipoglucemia 
Altas y bajas de glucemia 1
Si no se actúa rápido, los síntomas pueden empeorar y causar vértigo, pérdida de la coordinación o del conocimiento y, finalmente, convulsión.

¿Qué hacer cuando se presenta una hipoglucemia?

Si experimentas esos síntomas o alguno de ellos, debes realizarte una prueba de glucosa, si tienes menos de 70 mg/dl te recomendamos comer algo dulce de inmediato o ingerir una pastilla de glucosa, beber un vaso de refresco o comer algo de fruta, pero si continúas sintiéndote mal y tus niveles no suben, es necesario que llames a un familiar para que acudan al Médico.

Hiperglucemia, azúcar elevado

Hiper significa alto, así que cuando se habla de una hiperglucemia quiere decir que el azúcar en sangre es elevado.

Causas del azúcar elevado:

  • una mala alimentación rica en carbohidratos, grasas y azúcares
  • falta de ejercicio
  • mala aplicación de la insulina o no tomar los medicamentos orales en tiempo y forma.

Síntomas de una hiperglucemia

A diferencia de la baja de azúcar, la glucosa elevada no causa síntomas, así que es muy difícil poderla determinar. Dado que las personas no experimentan ningún cambio, pueden creer que están perfectamente bien de salud. A la larga, una hiperglucemia constante se manifiesta de la siguiente forma:

  • Orina excesiva
  • Bastante sed
  • Debilidad y fatiga
  • Problemas en la visión
  • Mareos

Para conocer si existe una alza de azúcar, es necesario realizar monitoreos constantes con un glucómetro, dependiendo del número de veces que te indique tu Médico tratante.

Complicaciones que genera el azúcar elevado

COMPLICACIONES-de-la-diabetes

El azúcar elevado puede causar muchas complicaciones como retinopatía diabética, daño al riñón, neuropatía, pie diabético y enfermedad cardiovascular. Pero además, cuando los niveles de azúcar suben demasiado, se pone en peligro tu vida, así que si experimentas alguno de los síntomas, debes acudir a tu médico o al hospital, tomar mucha agua para evitar la deshidratación y no realizar actividad física.

¿Cómo evitar altas y bajas de glucosa? como-controlar-los-niveles-de-glucosa

Altas y bajas de glucosa indican un mal control de la Diabetes. Evítalas llevando un equilibrio entre lo que comes, las actividades que realizas y los medicamentos que tomas. Si sientes que algo no va bien, platica con tu Médico. Si llevas un registro de tus tomas de glucosa, lo que comes al día, el ejercicio que realizas y la forma en que te administras tus medicamentos, será mucho más fácil que tu doctor detecte dónde se encuentra el problema y pueda ajustar tu tratamiento.