Nuestros sitios
Comparte
Compartir

Evita el dolor por inyecciones

Por: Diabetes Juntos x ti 01 Abr 2014
Hasta 70% de las personas sufren al ser inyectadas.
Evita el dolor por inyecciones

El miedo a las inyecciones por el dolor que ocasionan es una fobia que pocas personas pueden superar. Desde niños, este miedo es muy común y cuando se trata de personas con Diabetes la situación empeora, pues tienen que inyectarse insulina.

Datos de la Asociación Americana de Psiquiatría señalan que entre 55 y 70% de las personas sufren al ser inyectadas

Te recomendamos este video

El miedo se origina al visualizar sangre o heridas causadas durante las inyecciones u otras intervenciones de carácter invasivo. Este tipo de fobia tiene una incidencia marcadamente familiar y suele manifestarse por desmayos o descenso en la presión arterial.

La tolerancia al dolor es una característica individual de cada ser humano y no se puede comparar. A esto se le denomina “umbral del dolor”, el cual está definido como el punto donde una persona se vuelve consciente del dolor. En los niños y las mujeres este umbral es más bajo.

PUBLICIDAD

Debido a que este umbral es diferente en cada persona y ante cualquier situación, la única verdad es que el dolor lastima, debilita y, en ocasiones, es tan insoportable que priva de la vida a quien lo padece, explicó el Dr. Arturo Silva Jiménez, jefe de Anestesiología del Hospital Norte de Pemex y coordinador del Consejo Consultivo del Colegio Mexicano de Anestesiología.

Los laboratorios AstraZeneca presentan Emla, que contiene una formulación única de lidocaína y prilocaína que anestesia la zona donde se aplica y la cual no altera los resultados de las pruebas de laboratorio ni interactúa con las sustancias inyectadas. Se produce un efecto tópico profundo de hasta 5 milímetros a partir de la epidermis, con una duración de entre una y cinco horas, dependiendo de la zona de aplicación.

Este anestésico se debe aplicar una hora antes del procedimiento y la zona de aplicación debe quedar perfectamente cubierta para evitar que se evapore. Puede ser utilizado en procedimientos tan variados como inyecciones, vacunas, toma de sangre, colocación de catéteres, curación de heridas –incluidas las úlceras en pie diabético-, y quemaduras, así como tratamientos láser como depilación, eliminación de lunares, y otros procedimientos estéticos como tatuajes y perforaciones.

En el caso de las inyecciones puede usarse desde niños recién nacidos. Para las personas con Diabetes que tienen que inyectarse insulina o tomarse las muestras de glucosa todos los días también ayuda a dejar el sufrimiento a un lado.

Mayor información en www.astrazeneca.com.mx

No encontramos notas relacionadas.

NOTAS RELACIONADAS

Lo sentimos, no encontramos notas relacionadas