Nuestros sitios
Compartir

Salsalato para Diabetes tipo 2

Por: Diabetes Juntos x ti 29 Jul 2013
Nueva alternativa en el tratamiento de esta enfermedad
Salsalato para Diabetes tipo 2

De acuerdo con una investigación publicada por la revista Annals of Internal Medicine, el salsalato, un fármaco antiinflamatorio, utilizado para tratar la artritis, ayuda a disminuir la glucosa en la sangre y mejora el control glucémico en la Diabetes tipo 2.

El hallazgo se dio luego de que Steven Shoelson, Jefe de la Sección de Fisiopatología y Farmacología Molecular de Joslin Diabetes Center y Profesor de Medicina en la Facultad de Medicina de Harvard, identificara la inflamación como un factor en el desarrollo de la Diabetes tipo 2.

Por su parte, Allison Goldfine, autora principal del estudio y Jefa de la Sección de investigación Clínica del Comportamiento y Resultados, indicó que el salsalato es eficaz para la reducción de azúcar en la sangre; pues además de representar un nuevo tratamiento para la Diabetes, juega un papel importante para esclarecer la relación que existe entre la Diabetes tipo 2 y la inflamación.

Salsalato contra riesgo coronario

Durante la investigación llevada a cabo con 286 pacientes con Diabetes, se encontró que el salsalato, también mejora el sistema coronario, ya que reduce hasta el 9% los triglicéridos y aumenta en un 27% la adiponectina, una proteína cardioprotectora de los adipocitos.

Asimismo, se encontró que al reducir la progresión de enfermedades renales y ácido úrico, el control de la glucemia también mejoraba.

Efectos secundarios

Pese a lo anterior, el salsalato podría conferir efectos negativos al corazón o riñones, debido a que incrementa levemente el colesterol LDL, la albúmina en la orina y el peso de las personas.

El siguiente paso para determinar si el salsalato es un fármaco seguro para su uso como un medicamento para la Diabetes y puede recibir aprobación de la FDA, es evaluar sus efectos sobre la progresión de la enfermedad cardíaca. Los resultados serán publicados en dos años.

 Fuente:ScienceNewsline