Nuestros sitios
Comparte
Compartir

Cosas de mujeres: disfunciones sexuales femeninas

Por: Diabetes Juntos x ti 06 Jun 2013
La Diabetes mal controlada puede traer complicaciones en tu vida sexual, aprende a evitarlo
Cosas de mujeres: disfunciones sexuales femeninas

Muchas mujeres con Diabetes evitan estar con su pareja debido a la presencia de algunos inconvenientes. Es cierto que la Diabetes puede acarrear problemas de índole sexual, pero de ninguna manera es impedimento para gozar de una vida sexual plena. Además, muchos de ellos también se presentan en mujeres que no tienen el padecimiento, aunque es probable que la Diabetes los provoque con mayor facilidad o los agudice.

Si conoces tu cuerpo, identificas los cambios por los que atraviesas según tu edad y llevas un control de tu Diabetes, será más sencillo entender lo que te ocurre para solucionarlo.

Disfunciones más comunes

  • Disminución del deseo: debido a la Diabetes, no asimilas correctamente la energía de los alimentos, por lo que puedes sentirte cansada. Además, es posible que la falta de deseo sexual se combine con la premenopausia y un daño a los nervios. Tendrás que monitorear tu Diabetes y mantenerte en contacto con tu Endocrinólogo. Otro factor importante es tener una comunicación clara y fluida con tu pareja.
  • Falta de lubricación: está relacionada con una deficiente producción de estrógenos, lo cual trae consigo irritación vaginal, dolor durante la actividad sexual y, en ocasiones, un sangrado leve. Cuando la vagina está seca, es posible remediar la situación a través de un lubricante que debe ser indicado por tu Doctor, quien además podrá recetarte un medicamento con estrógenos, una crema o gel. El especialista debe estar al tanto de tu control metabólico, para evitar complicaciones.
  • Infecciones vaginales: las más frecuentes se adquieren por hongos, y de éstos, por cándida. Mientras no se controle la glucosa, las infecciones se presentan frecuentemente, lo cual repercute en la disminución de la libido. Es importante que las mujeres que viven con Diabetes tengan presente que pueden infectarse con más facilidad. Por ello, hay que estar alerta de síntomas como: presencia de flujo, mal olor, prurito, ardor o dolor.
  • Vejiga neurogénica: la Diabetes puede afectar la vejiga (tanto en mujeres como en hombres). Cuando hay afectación de los nervios, es frecuente presentar una vejiga retencionista, es decir, al orinar no hay suficiente fuerza muscular para realizar el vaciado, por lo tanto, quedará una pequeña cantidad de orina: al retener este líquido por mucho tiempo, hay más propención a las infecciones urinarias. Los ejercicios Kegel te ayudarán a fortalecer los músculos pélvicos. Para identificarlos, comienza a orinar y a la mitad de la micción detén la orina; repite varias veces hasta que te familiarices con ellos. Cuando los tengas ubicados, realiza 10 contracciones 3 veces al día (mañana, tarde y noche); no te excedas, ya que podrías ocasionarte fatiga muscular. Acostúmbrate a vaciar la vejiga antes y después de cada encuentro sexual.

¿Todo está en la mente?

Para las mujeres en edad reproductiva es complicado aceptar que presentan Diabetes. La depresión del diagnóstico repercute en la intimidad, pues se visualizan menos atractivas y esto hace que su deseo sexual disminuya. En estos casos, es recomendable platican con el médico para determinar las causas.

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descargable Diabetes
Descarga AQUÍ el especial Consejos para cuidar tu piel este verano. ¡Descárgalo GRATIS!
NOTAS RELACIONADAS